El año 2017 ya se está acabando. Se acerca esa ansiada noche donde la fiesta empieza incluso antes de madrugada y acaba desayunando el día 1 de enero.    

La tradición manda bailar, cantar y pasarlo bien, casi de manera obligatoria. Cada país iberoamericano tiene una costumbre distinta para festejar el fin de año y en Argentina el fuego es protagonista.    

En toda Iberoamérica la tradición manda decir adiós el año con fuego. No faltan los típicos cohetes y demás elementos pirotécnicos para despedir el año y dar la bienvenida al nuevo.    

En Argentina tienen una tradición muy particular con las llamas: se preparan muñecos de madera, tela y papel, que los argentinos construyen con la mejor de las intenciones, y los hacen pasto de las llamas.    

Quemar estos muñecos se considera como un rito purificador, una forma de deshacerse de todo lo malo que trajo el año que acaba. Con fuego, o sin él, ¡feliz final de año, argentinos!

Fuente: Notimerica

 

No Comments